Punto de Mira

Artículo publicado

27/01/2008

vigoempresa vigoempresa

Comparte en

Quizás también te interese Quizás, también te interese

EL SERGAS CONTRA POVISA Y VIGO

Punto de Mira

06/12/2018

EL SERGAS CONTRA POVISA Y VIGO

SENSACIÓN DE CIUDAD GESTIONADA

En este sentido, desde un medio de comunicación de A Coruña han apuntado a Caballero tildándole de presidencialista. Se trata de ese diario cuya Voz siempre se distinguió por su incondicional apoyo al muy presidencialista anterior alcalde de aquella ciudad.

Con un matiz importante: aquel mandatario, primer militante de un enraizado localismo y que a capa y espada defendió en repetidas ocasiones intereses muy diferentes a los generales de Galicia, estaba, sin excesivos disimulos, relacionado con considerables intereses en el sector inmobiliario. Mientras que Abel Caballero ni los tiene ni es previsible que los llegue a tener en el futuro, puesto que son otras las metas que le resultan más atractivas.

Para Vigo debería ser bueno contar con un alcalde con vocación presidencialista, por eso no gusta allá en el norte. Aunque todavía es pronto para saber si esta ciudad, con una corporación municipal presidida, planteándose las cosas a corto, medio y largo plazo, obtendrá buenos resultados “empresariales”. Porque, para esto, al presidencialismo se debe sumar una gestión eficaz.

Y es cierto que Abel Caballero no demostró gran cosa en este sentido durante su etapa al frente de la Autoridad Portuaria, donde dejó la gestión en segundo plano para utilizar el organismo – y los fondos del organismo – como plataforma electoral.

En todo caso, teniendo por fin un alcalde presidencialista y que presume de buenos contactos y de capacidad de negociación, con ganas de hacer las cosas bien y triunfar en su cometido, conviene darle un margen de confianza que viene influido por una sensación positiva, también por parte de los principales agentes sociales.

Dentro de un par de años sabremos si esa percepción, la de encontrarnos ante la oportunidad de que Vigo se convierta – ya era hora – en una ciudad bien gestionada es acertada o no.

Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Print this page